¿PODEMOS… caer en una trampa?

PodemosPabloIglesiasEstimados lectores: Ya habéis visto que llevo tiempo sin venir por el blog. En estos momentos mi frente de lucha no está aquí. Pero ya sabéis que hay veces en los que la relevancia de los acontecimientos me obliga a escribir, aún con escaso tiempo para ello.

 

Ahora estamos viviendo uno de esos momentos, con el resultado de las elecciones europeas del 25M, y el sorprendente ascenso de PODEMOS.

Quiero dejar varias cosas muy claras desde el principio.

Lo primero es hacer notar que éste, y todos los artículos anteriores en los que he expresado mi personalísima opinión, han sido incluídos en la categoría Opinión. Y es que son eso, mis opiniones personales, total y absolutamente independientes del proyecto DDV pese a que yo lo administre actualmente, y pese a que las publique en el blog por aquello de moverlo, darle algo de vidilla y promover de paso el citado proyecto en sí.

Siempre he dicho que este proyecto es abierto. De la misma forma que yo opino, cualquiera que desee escribir sus propios artículos de opinión en este blog sólo tiene que decirlo y le daré acceso para ello. Lo único que pido es que se respete el objetivo del proyecto DDV (la democracia directa digital), y se intente respetar nuestra lengua común y su ortografía.

Respecto al tema que voy a tratar, diré que no tengo, hoy por hoy, nada en contra de esta nueva formación (PODEMOS), más allá del hecho de que sea un partido. Quienes me conocéis sabéis que soy abstencionista por principios, y que no predico precisamente la participación en las elecciones de este sistema como forma de lucha. Desde el respeto a cualquier otra, es mi personal opción (y no uso este blog para promover la abstención, pues no es su objetivo).

Aún diría más. En lo esencial, estoy muy de acuerdo con muchas de las ideas plasmadas en el programa de PODEMOS (que no con todas). Y lo primero que hice tras ver los resultados fue entrar en su página y felicitarles.

El objetivo de este artículo no es crear sospecha sobre este partido, ni desprestigiarlo. Es más. Confío en que, ya que se han hecho un hueco en las alturas, demuestren con hechos sus palabras.

Aclarado esto prosigo…


VIENTOS DE CAMBIO

Como ya he señalado en otras ocasiones, hay un factor clave en los tiempos que vivimos. Un factor que no sólo no debe ni puede ser ignorado, sino que determina, en una dimensión nada trivial, los acontecimientos de la actualidad. Se trata del relevo generacional, y los esfuerzos del sistema actual para sortear de forma exitosa semejante reto.

FelipeGonzalezLibertadMano1977

Cartel PSOE 1977

Es obvio que la “cinta transportadora” de la vida avanza, y, nos guste o no, todos estamos en ella. Los jóvenes de la generación que abrazó con ilusión desbordante a los partidos de la llamada Transición, hoy son abuelos. Los jóvenes de hoy son muy distintos en muchos aspectos, porque han nacido y crecido en un mundo totalmente diferente. En consecuencia, las viejas formas, retenidas artificialmente durante demasiado tiempo, terminan inevitablemente por ceder, y aires nuevos ocupan sin remedio su lugar. Es ley de vida, y de la propia biología, de la naturaleza.

Pero esa evidencia biológica, normal en cualquier época, no es el único vector de cambio. Hoy algunos nos hablan de discutibles “brotes verdes“, pero lo que innegablemente ha brotado son los vientos de revolución. Vientos sembrados por las propias élites durante décadas de anacronismos, mentiras, corrupciones, prepotencias y ataques hacia la gente de a pie.

Todo eso es algo que sabemos muy bien, y el sistema también lo sabe. Muchos siempre hemos sospechado que los oligarcas que lo sustentan no se iban a quedar de brazos cruzados, y es por eso que llevamos tiempo esperando, con impaciencia, cualquier atisbo de “nueva” realidad que se nos pretenda “vender”.

Es ahí donde surge una necesidad que constituye la verdadera y única intención de este artículo. La necesidad de estar alerta frente a cualquier intento de darnos gato por liebre.

No se trata de desconfiar de todo lo nuevo, pero sí de analizarlo de forma sinceramente crítica.

ATOMIZA QUE ALGO QUEDA

Permitidme recordar…

15M

15M (Madrid)

Ya había lucha, y mucha, antes del 15M. Pero, como bien sabemos, esa fecha cambió el destino de nuestro país, a la vez que cambiaba el destino del mundo. La lucha salió del armario y se extendió por calles y plazas, como la vida nueva viste la primavera.

Todo era bello, hermoso, y las conversaciones sobre política real, que no la de los políticos, echaban tierra sobre el viejo tabú de la sinceridad.

Todo era bello y hermoso, pero también inocente. Y la inocencia es el desayuno de los dragones. Los no invitados se autoinvitaron, y bajaron de la cima de la pirámide para sembrar división. No hacía falta sembrar mucho, sino más bien esparcir el abono de viejas ideologías escritas en tiempos de carros tirados por caballos.

Fue entonces cuando las más nefastas tinieblas, las que nos separan, iniciaron su galope sobre los sueños de millones. Un galope que pronto animaron los ojos que todo lo ven, y que todos ven en la comodidad de un sofá. Y así fue por un largo tiempo en que esos sueños despertaban, pero seguía siendo de noche.

Está claro, ¿no? Estoy repasando aquello de la que ya he hablado en otras ocasiones. El creciente proceso que, desde arriba, se ha estimulado para dividir a una sociedad cabreada y percibida como una grave amenaza por el poder.

A las ideologías y las polémicas mediáticas, convenientemente dosificadas para dividir a una sociedad en rebelde proceso de ebullición, ha venido a unirse en los últimos tiempos la irrupción de los nuevos partidos.

EscogeYvota_EleccParlamEurop_2014No estoy diciendo necesariamente que el objetivo escondido tras la creación de estas nuevas formaciones sea la de dividir. No digo que haya una intencionalidad. Digo que, por meras matemáticas, la aparición de nuevas fuerzas políticas, cuyo público objetivo es esa sociedad indignada, conlleva una cierta atomización. No entro en si es mejor o peor, sino en que es inevitable y lógico.

Adicionalmente, existe en este contexto otro nivel de división que cobró particular fuerza en los tiempos del #NolesVotes (2011), y que ha llegado a ser particularmente intenso en estos días: el conflicto entre el votar y el no votar, al que me referiré al final de este artículo por haber percibido ciertas actitudes que me han molestado bastante.

PODEMOS AL PODER

En la noche del 25M hubo una serie de hechos que me llamaron significativamente la atención. Y también los ha habido antes y después de la jornada electoral. A continuación paso a analizarlos:

La entrevista: La primera entrevista postelectoral a Pablo Iglesias, en La Sexta, me dejó alucinado… Y no necesariamente en un sentido negativo.

Conozco bien la forma de desenvolverse de Pablo Iglesias por ver con cierta frecuencia sus programas La Tuerka y especialmente Fort Apache.

Sin embargo, la forma en que habló en esta primera entrevista me pareció bastante mecánica para no estar en un plató de TV (la entrevista se hizo en la calle, sin más presencia aparente que la del equipo de La Sexta).

Por un momento me vino a la cabeza la palabra teleprompter, pero me parecía algo demasiado retorcido como para ser cierto y, ciertamente, volviendo a analizar el vídeo, la expresión de Pablo no parece apuntar en esa dirección.

Por tanto las posibilidades, en mi personal análisis, se reducen a dos: o un guión muy bien preparado, o una sólida claridad de ideas.

En aquellos momentos quise pensar en lo segundo.

La plaza: Pocos minutos después Pablo Iglesias acudía a una plaza (muy simbólico esto) para celebrar los resultados con sus seguidores. Lo que ví no me pudo resultar más chocante.

PabloIglesiasCelebraResultPodemosEleccEurop2014Pablo, el hombre que minutos antes hablaba sin pestañear, sin hacer una pausa, sin una sílaba de más ni una sílaba de menos, se subía a un escenario y, delante de un atril, procedía a leer un mero “panfleto” escrito en una tablet.

Pueden buscarse mil y una justificaciones válidas para esto, pero a mí personalmente me chocó y me dejó muy frío. No encontraba demasiada coherencia entre eso y la entrevista que había presenciado pocos minutos antes. Ni siquiera me pareció coherente con las más que demostradas capacidades de oratoria del que leía.

Estoy convencido de que eso chocó un poco incluso a más de un seguidor de PODEMOS (lo reconozca o no).

RubalcabaMuertoPoliticamente2014La reacción del PPSOE: Mientras la gente de PODEMOS celebraba los resultados en su plaza, muchos conocíamos nuevos horizontes de estupefacción al ver lo que ocurría, o mejor dicho no ocurría, en las sedes de los grandes partidos oligarcas.

Retrasos en reaccionar y dar la cara, sedes vacías y cerradas con las luces apagadas, imagen de desolación absoluta retransmitida en directo a través del entramado mediático de las élites, y ni uno de los muchos incondicionales que esos partidos siguen teniendo en nuestro país (por desgracia) acercándose a su sede para intentar animar con su presencia (algo nunca visto antes por muy malos que fuesen unos resultados).

La debacle (no sé si llamarlo suicidio o eutanasia) del PSOE ha sido particularmente llamativa con la marcha anunciada de Rubalcaba, que ya era un clarísimo zombi político desde hace mucho (aunque muchos otros sigan haciendo esperar a su tumba).

PabloIglesiasEnLosMediosEleccEurop2014Los medios: Ha sido evidente que el tiempo prestado por los grandes medios (los que lo han hecho: principalmente La Sexta y Cuatro) a Pablo Iglesias y su partido ha sido muy superior al dedicado a otras nuevas formaciones (que ha sido cero, en la mayor parte de los casos). Apenas hemos visto en ellos al Partido X, ni a RED, ni a PACMA…

Tras los resultados, el bombo y platillo hacia PODEMOS ha sido tremendo en medios de todos los colores. La Sexta del sector zapaterista del PSOE (y en manos de la derecha) lo alaba y defiende, mientras la derecha mediática más rancia y cañí, como Intereconomía, publica fotos de Pablo Iglesias fumando porros y titulares del tipo “1’2 millones de españoles votan a la extrema izquierda” (en una clara línea de impulso a la polarización social).

En cualquier caso, todos conocemos esa máxima del marketing: “Lo importante no es que hablen bien o mal de ti, sino que hablen“.

PodemosAscensoLikesPagFcbk_EleccEurop2014

 

Internet y las redes sociales, campo de batalla principal de las nuevas formaciones, también nos están dejando ver escenarios llamativos, como la cuenta en Twitter de PODEMOS alcanzando cotas de 8000 nuevos seguidores al día, y su página en Facebook cabalgando hacia los 400000 seguidores (137957 en menos de 48 horas y subiendo frenéticamente), con posts donde los Me gusta han pasado de cifras de 3 y 4 dígitos a cifras de 5 tras la jornada electoral. La gente en los comentarios pregunta cómo afiliarse, y cada vez son más los que cambian la foto de su avatar por un círculo con una mano abierta dentro…

PodemosLogoMano

Una vez más la mano, imprescindible, de una forma u otra, en cualquier movimiento de masas que pretenda triunfar.

RECUERDOS DE UN NEFASTO PASADO

Los habituales de este blog sabéis que ya le hemos dado unas cuantas vueltas al tema de La Transición, y a los hechos que ocurrieron, según no pocos estudiosos, testigos y protagonistas de aquella época, tras la cortina de la versión épica que de dicha etapa se nos ha vendido.

FelipeGonzalezElecc1977

Felipe González en campaña (1977).

Las imágenes de Pablo Iglesias y sus colaboradores, en mangas de camisa, celebrando los resultados en un bajo cutre y vacío, me recordaron mucho a aquel Isidoro (Felipe González) y sus desaliñados amigos ilusionando a la juventud en los años 70.

Ya hemos visto con el tiempo en qué se convirtió aquella ilusión inicial. Y digo bien, inicial. Porque hoy sabemos que aquel PSOE, el de Surèsnes, era un partido nuevo que aprovechaba la coyuntura del momento (una supuesta transición) y la renovación generacional, y que nada tenía que ver con el PSOE histórico de tiempos anteriores. Y sabemos también que al auténtico PSOE, cuyos dirigentes estuvieron 40 años exiliados en Méjico, se le robó el nombre (pasando a llamarse PASOC, Partido de Acción Socialista) para ser posteriormente exterminado.

Y tenemos demasiados indicios, y demasiado sólidos, de que todo aquello no fue más que un acto teledirigido desde fuera de nuestras fronteras, diseñado, impulsado, ejecutado y financiado por parte de poderes y fundaciones extranjeras (algunas de las cuales, curiosamente, siguen comportándose hoy de manera similar en un país llamado Ucrania).

Todo esto se encuadra en lo que comentaba más arriba, en la renovación generacional y la consciencia del sistema ante el reto que se le presenta. No digo que el caso actual de PODEMOS sea una reedición de aquello, pero sí digo que, por mucha ilusión que sintamos (siempre sana, mientras no derive en ceguera), no debemos jamás desactivar las alertas que nos ofrece el pensamiento crítico y el análisis frío de los acontecimientos.

No podemos permitir que nos engañen una vez más. No podemos optar por una solución temporal, para pasar el marrón a nuestros hijos. El problema no es el bipartidismo. El problema es la partitocracia (que no democracia) y el sistema en el que ésta se encuadra en toda su extensión.

¿LA EXPLOSIÓN QUE VIENE?

Un análisis básico de tendencias ya nos puede dar cierta idea de lo que podría pasar en un futuro próximo.

Para mí es casi evidente que PODEMOS va a ver aumentado su apoyo en las próximas convocatorias electorales.

ResultadosSpainEleccEurop2014

Europeas 2014: Escaños ‘made in Spain’.

Por un lado va a coger buena parte de los votos de quienes votaron por otros minipartidos que no han obtenido representación, porque ahora saben que uno de ellos tiene más fuerza, y eso diluirá la indecisión de muchos. Apostarán por el caballo ganador.

Igualmente, una parte de los abstencionistas prácticos (que no por principios), es decir, de los que no votan porque piensan que no servirá de nada, pasarán a dar el beneficio de la duda a PODEMOS con su voto. Esto ocurrirá tanto por convicción propia, como por convicción contagiada (por parte de los podemistas que se han lanzado a la cruzada de conquistar apoyos).

En los dos casos citados, el envidiable e irresistible aroma de la ilusión será un factor clave, ya que es una tentación difícilmente soportable para quien busca esperanza en un panorama tan terrible como el actual.

PodemosPabloIglesias_2Si el ascenso de PODEMOS continúa al ritmo actual, tengo mis dudas de que lleguen a establecer una alianza con la Izquierda Unida que, cuando no eran nada, no quiso saber nada de ellos. No necesitarán contaminarse con un partido considerado por muchos como parte de la casta. Y, en ese contexto, no podrían descartarse desvíos del voto desde IU hacia PODEMOS.

Todo esto se enmarcaría en lo relativo al ascenso de PODEMOS. Pero luego tenemos la otra cara de la moneda: la de una derecha de base que, como Teruel, también existe, también quiere cambios, y está huérfana de partido.

Es evidente que el PP ha conocido esta vez, de una forma particularmente importante, el sabor de la abstención (y aprovecho para saludar a quienes decían que la abstención favorecía al PP).

VoxEleccEurop2014VOX, como posible alternativa, no ha sabido capitalizar la ausencia en los colegios electorales de quienes hasta ahora votaban al PP (y no es de extrañar, porque no ha sintonizado con el derechista de a pie, ni ha parecido poner demasiado interés en ello).

Sin embargo, el ascenso de PODEMOS tiene el potencial de contagiar su ebullición a la derecha. Apenas 48 horas después de las elecciones ya vimos cómo la derecha mediática hacía sonar todas las alarmas ante el “bolivarianismo perroflauta” que amenaza al país (y ya lo está haciendo hasta la “izquierda” de la casta). Esto es sólo el principio, y el llamamiento a salvar la patria va a ser lanzado a diestro y siniestro durante los próximos meses, lo cual puede llevar al pánico y a la activación de importantes movimientos en los sectores tradicionalistas de la sociedad.

En ese sentido, esta gente podría actuar de varias formas en las urnas de fechas próximas. Podrían votar masivamente al PP, lo cual considero improbable, aunque no descartable. O podrían votar a VOX u otras alternativas que sean capaces de aprovechar la oportunidad que se les presenta.

En cualquier caso, jugar a ser profeta es arriesgado, y lo que realmente ocurra dependerá de muchos factores, y de acontecimientos totalmente imprevisibles (o no, como la cuestión catalana) que puedan ocurrir próximamente.

También habrá que ver lo que ocurra dentro de los propios indignados, donde, por ejemplo, entre los abstencionistas por principios se están alzando cada vez más voces a favor de la constitución de un movimiento de desobediencia civil por la libertad constituyente.

DisturbiosCanViesBarna2014Lo que no se puede obviar es que podríamos estar ante el inicio de una polarización social extrema cuyas potenciales consecuencias, sin ánimo de ser alarmista, podrían no ser demasiado buenas (como demuestra la historia de este país). Hay quien dice, quizás no sin razón (el tiempo lo dirá), que PODEMOS es el nuevo Frente Popular. Pero España, muy probablemente, sigue siendo, en demasiada medida, la España del “¡Vivan las caenas!“.

Puede que, en el mejor de los casos, derivemos hacia una situación de tipo venezolano, donde el conflicto activo es permanente, y nadie deja gobernar a nadie.

PODEMOS EN EL JUEGO DE LA PARTITOCRACIA

Hay quien califica a PODEMOS como “el partido del 15M“. En mi opinión esta apreciación es un error, ya que en las plazas uno de los sentimientos más fuertes era la resistencia a crear un partido. La lucha no era contra el bipartidismo, sino contra la partitocracia y el sistema oligárquico en su conjunto, y resultaba incoherente combatir el fuego con gasolina.

PoliticoPartitocrataDescansando

Político partitócrata descansando.

Bajo esta actitud, que a algunos puede parecer un empecinamiento infantil, había razones fundadas y poderosas que conocemos bien los que hemos militado en alguna formación (y que tampoco escapa del todo al común de los ciudadanos). La política de partidos es una inmensa pocilga e, inevitablemente, todo lo que entra en ella acaba oliendo mal.

 

Al entrar en el juego, uno no puede escapar a sus reglas y a sus consecuencias, aunque lo desee con todo su corazón.

Posibles escenarios de futuro interesantes se podrían dar en las relaciones entre el partido de Pablo Iglesias y el propio movimiento indignado.

VotosVotosVotos

Votos… ¡Mi tesoro!

PODEMOS, como partido, persigue votos (y lo estamos viendo ya claramente con la frenética actividad de los suyos destinada a captar al resto de ciudadanos). Ese ya es un condicionante supremo de toda su actividad, un prisma que, a ojos de los suyos, cambia el color de todo. La lectura de la realidad en relación a cómo afecta a los votos es absolutamente inevitable.

En ese sentido, supongamos, por poner un ejemplo, que se producen nuevos episodios de estallido social, sean “gamonales”, ataques del régimen a centros sociales ocupados (como los que ya estamos viendo), u otros hechos que desencadenen respuestas populares enérgicas. PODEMOS podría verse ante el dilema de apoyar acciones de insubordinación y resistencia ciudadana y perder apoyos (es decir votos, algo irrenunciable para cualquier partido), o desmarcarse de esas acciones y acabar funcionando como un elemento desactivador del propio movimiento indignado (al haber arrastrado a una buena parte de la población a los cauces electorales y partitocráticos de toda la vida).

PoliticosPartitocratasPactando

Políticos partitócratas pactando.

Otro escenario interesante lo veremos a partir de las próximas elecciones municipales, ya que la política consistorial es terreno abonado para pactos y mezclas de toda índole y condición (con la contaminación inherente que ello conlleva). PODEMOS, como partido, tendrá como objetivo hacerse con el poder municipal. Pero tendrá que enfrentarse, en más de un sitio, al dilema de pactar con fuerzas castuzas tradicionales, o no pactar y permanecer en la oposición sin apenas margen de maniobra.

EL PROGRAMA DE PODEMOS

En el pasado fui interventor en varias mesas electorales. Recuerdo con una sonrisa cómo una vez entró una señora en el colegio electoral preguntando casi a voces: “A ver el de la rosa… ¿Dónde está el de la rosa?

Este ejemplo, un tanto extremo, refleja el hecho demostrado de que mucha gente vota dejándose llevar por una cara bonita y cuatro cosas que ha oído en la caja tonta (salvo que sean zombis de pura cepa y voten directamente a un logotipo).

PromesasElectoralesA menudo, y por desgracia, la emoción prima sobre la razón a la hora de votar. Por eso, cuando alguien me comenta que vota a tal o cual partido, me gusta preguntarle (malvado yo) cuáles son los puntos que más y menos le gustan del programa. Mejor no hablaré del tipo de respuestas que obtengo a menudo.

Estoy seguro de que mucha gente conoce mejor los posts y tweets de PODEMOS en Facebook y Twitter, que los puntos de su programa. Esto, nos guste o no, parece casi inevitable en la ya orwelliana sociedad en la que vivimos, y el gran peligro que conlleva es la facilidad para manipular a las masas acariciando sus emociones (a menudo a golpe de tweet). A veces me pregunto si la gente, en términos generales, está sustituyendo el pensar por el retwitear.

En cualquier caso, el programa de PODEMOS está ahí (y también los demás), disponible on-line para todos en 36 páginas que no lleva mucho tiempo leer, por lo que animo a hacerlo. Pero hagamos un ligero repaso, ya que el tema daría para escribir libros de más de 36 páginas.

Lo primero que se puede decir es que el programa de PODEMOS se presenta como fruto de un proceso participativo y colectivo. Personalmente conozco el caso de alguien que se interesó por introducir el tema de la separación real de poderes y le invitaron a acercarse al círculo del partido más próximo a su lugar de residencia, para que fuera propuesto, discutido y aprobado en una asamblea de tipo quincemayista (que, como sabemos por experiencia, son ideales para debatir y proponer ideas, pero altamente ineficaces y susceptibles de manipulación a la hora de tomar decisiones).

Esa persona dijo sentirse perpleja por la necesidad de convocar una asamblea para debatir algo que ya proponía Montesquieu.

Por otro lado, muchos puntos son a menudo muy generales, poco específicos, y a veces me recuerdan a las propuestas, que la gente escribía en papelitos, en las plazas del 15M, como comprobé cuando formé parte de uno de sus grupos de trabajo. Un ejemplo: “Acabar con la contaminación y el riesgo de cambio climático.” Vale, muy bueno pero, ¿cómo piensas hacerlo exactamente?

PodemosBeber

Ahora el sistema, además de Coca-Cola y Pepsi, ¿también nos ofrece agua mineral?

Quizás estoy pidiendo demasiado a un programa que se ha hecho en 4 meses y con pocos recursos, y claramente enfocado a las elecciones europeas. Porque siento aguarle la fiesta a algunos que dicen que PODEMOS va contra la UE (demostrando que no se han leído el propio programa que han votado). En absoluto. Lo que promueve es reformarla, que no salir del euro ni nada por el estilo como defienden los crecientes partidos euroescépticos en otros países como el UKIP en Reino Unido, o el Frente Cívico de Anguita en nuestro país.

Lo que sí promueve, y es de mi agrado, es la alianza de los países del sur de Europa para defender sus intereses comunes, pero siempre dentro del seno de la UE.

Y ya que hablamos de relaciones con otros países, también se promueve el apoyo a la autodeterminación del Sáhara Occidental (por fin), el reconocimiento del Estado Palestino y exigencia de la devolución íntegra de los territorios ocupados por Israel (genial) y el acercamiento a Latinoamérica (muy bueno, aunque todos sabemos que ciertas alianzas harán saltar alarmas contra el “bolivarianismo“).

El referéndum vinculante sobre la salida de España de la OTAN, la eliminación de las bases militares extranjeras de nuestro territorio, y la paralización del nefasto Tratado Transatlántico que se está cocinando a espaldas del pueblo, también me parecen medidas muy loables y dignas de apoyo.

Otros puntos especialmente interesantes son los siguientes:

– Reducir la jornada laboral a 35 horas semanales.

– Garantizar una jubilación económicamente digna a los 60 años.

– Desviar gastos militares a investigación.

– Apoyo a la pequeña y mediana empresa.

– Prohibir privatizaciones de lo público.

– Control público de los sectores económicos estratégicos.

– Fiscalidad progresiva (los más ricos pagan más impuestos).

– IVA súper reducido para bienes y productos básicos.

– Control de lobbies y fin de las puertas giratorias (un excargo público deberá esperar 5 años antes de poder entrar en el sector privado).

– Derecho a una renta básica para todos (que compense al menos el umbral de la pobreza).

– Gratuidad de la enseñanza obligatoria y de la Universidad.

– Garantizar que los beneficios obtenidos por la difusión y distribución del arte nunca sean superiores a los del artista.

– Consideración del suministro de luz, agua y calefacción como derecho
básico inalienable, que será garantizado por empresas públicas.

Algunos puntos son claros guiños a exigencias sociales urgentes que se están dejando oir en las calles:

– Derogar la nefasta reforma laboral.

– Despenalización del aborto y acceso universal al mismo en la sanidad pública.

– Desprivatizar la sanidad.

– Despenalización de la ocupación por parte de familias o personas en situación de vulnerabilidad o sin techo, de viviendas vacías pertenecientes a bancos y cajas intervenidos o rescatados, o de viviendas vacías durante más de un año de inmobiliarias y promotoras.


También hay puntos ante cuya ejecución práctica las oligarquías, y otros sectores (dentro y fuera de nuestra fronteras), serían capaces de aupar a un nuevo Franco al poder antes que permitir que se pusieran en práctica:

– Reconocimiento del derecho de los distintos pueblos de Europa a constituirse como tales y decidir democráticamente su futuro.

– Prohibición de los despidos en empresas con beneficios.

– Ninguna empresa o grupo podrá ostentar más del 15% del total de un ámbito comunicacional.

– Eliminación de las Empresas de Trabajo Temporal.

– Eliminación de los paraísos fiscales.

– La gestión del parque de viviendas tendrá que ser democrática y garantizar la participación ciudadana.

– Control democrático social y público de las fuentes energéticas y de la producción eléctrica para acabar con el poder de los oligopolios del sector.

– Separación por ley de la propiedad de los grupos financieros y comunicativos,
garantizando así la independencia de todos los medios de información.

– Defensa de la libertad de expresión frente a las restricciones de acceso y el
monopolio de la información.

La política de inmigración plasmada en el programa es humanamente loable, pero, por lo expuesto en dicho programa, se basa prácticamente en abrir fronteras (sin que apenas se diga nada sobre proyectos para impulsar el desarrollo de los países de origen). No creo que a buena parte de la población le agrade acudir a urgencias, y encontrarse con que tiene que hacer cola ante un montón de extranjeros. Es, sin duda,  una de las medidas con más capacidad para ser aprovechada por una eventual derecha populista que se alce como reacción al ascenso de PODEMOS.

No me gusta nada la palabra “utopía”, pero algunas medidas pecan de exceso de optimismo:

– Alcanzar los Objetivos del Milenio para el 2015.


Algunos puntos recuerdan bastante a la demagogia sexista del PSOE, apostándose claramente por la discriminación positiva, lo cual, salvo en casos muy específicos,  es un completo oxímoron para mí. Al margen de intereses egoístas, me sentiría moralmente insultado si discriminaran positivamente a otra persona para favorecerme por ser hombre, o mujer, o lo que fuere:

– Garantizar el acceso al empleo público de las personas lgtbi en riesgo de exclusión
social.

– Acceso a los cargos de representación de toda persona, facilitando dicho acceso a los colectivos discriminados socialmente a través de estrategias de discriminación positiva.
Tampoco creo que la cantidad de hombres y mujeres en un organismo público deba venir dada estrictamente por su biología, sino por sus capacidades para un cargo:

– Democracia paritaria entre hombres y mujeres.


Hay puntos donde la demagogia (caza de votos) es muy evidente:

– Garantizar el derecho de asilo por motivos de violencia de género o violencia contra las mujeres. (¿Acaso la violencia de género excluye a las mujeres?)

– Acabar con la contaminación y el riesgo de cambio climático. (¿Quién en su sano juicio no quiere eso? ¿Cómo hacerlo?)

Hay puntos preciosos, pero realistamente incoherentes con otros puntos del programa (y con la realidad):

– Redirección de la política comercial de la Unión Europea para favorecer el desarrollo de los países del Tercer Mundo y emergentes, primando las relaciones comerciales con países democráticos y que garanticen los derechos humanos y penalizando el comercio con los que se alejen de estos principios.

Como vemos, aquí es donde se habla de favorecer el desarrollo de países que, entre otras cosas, originan nuestra inmigración. Pero, si se prima a los “democráticos”, se obvia el problema de que muchos inmigrantes proceden de países que ni siquiera pretenden ser democracias.

Obviamente, si no estamos en la OTAN y mermamos nuestros propios recursos militares, difícilmente podremos ayudar a echar a los regímenes antidemocráticos que amordazan a las poblaciones de esos países.

En lo meramente comercial, supone entrar en desventaja con potencias como China, que van a esos países a hacer negocios (y de paso contribuyen a su desarrollo estructural) sin inmiscuirse en sus asuntos políticos internos (una estrategia inteligente que les está dando buenísimos resultados, como se ha visto en África, y con la que le han robado considerable terreno a Occidente y su imposición de “democracias” títere).

La crisis energética se alza como el más grave problema al que se enfrenta, no el país, sino la civilización. Es un tema del que tengo previsto hablar pronto en este blog (pues es urgente que nos preparemos todos para lo que viene, a nivel personal y familiar). Por eso he mirado con especial interés la política energética de PODEMOS, y estoy ansioso por que científicos como Antonio Turiel (CSIC) lo analicen.

Por lo pronto, lo que veo me parece soñador, irreal, demagógico, populista e incoherente con la realidad de la que llevan años alertando numerosos científicos dentro y fuera de nuestra fronteras: el petróleo se está acabando desde 2006 y no existe (ni se le espera) nada con un mínimo de su potencial para sostener nuestra civilización y la población actual del planeta.

– Cierre programado de las centrales nucleares.

– Cierre programado de las centrales de gas y de carbón.

– Las fuentes renovables de energía deberán suponer al menos un 45% de la
energía primaria en 2030.

– Decrecimiento en el uso de energías fósiles.


El último punto se cumplirá, sí o sí, no porque lo dicte el programa de PODEMOS, sino la naturaleza. De hecho se está cumpliendo desde 2006, año en que se alcanzó el peak oil (pico de la producción de petróleo) como ha reconocido la propia OIE (Organización Internacional de la Energía).

Hay medidas que, en vez de buscar el equilibrio más justo posible, profundizan en el conflicto, en las heridas ya abiertas, y en eso que los norteamericanos llaman guerras culturales:

– Prohibición de la tauromaquia.

Personalmente estoy absolutamente en contra de que se haga sufrir a animales inocentes. Pero si se elimina la violencia hacia los toros en las corridas, si usan banderillas con belcro y falsas espadas retráctiles (u otras soluciones civilizadas), y se respeta la integridad del animal, no tengo nada en contra de que alguien quiera demostrar su valía arriesgando su vida ante un toro. El problema es la sangre, el sufrimiento y la muerte, no la fiesta taurina en sí.

Hay puntos justos y necesarios, pero que, inevitablemente, se volverán en contra de los que los impulsan, cuando estén en el poder. Entonces comprenderemos muy bien el conflicto permanente que se vive en países como Venezuela:

– Fin de las políticas antiterroristas y de seguridad ciudadana que vulneren la libertad de expresión, los derechos de asociación, de manifestación y de protesta.
Como defensor acérrimo de la democracia directa, he mirado con lupa las referencias democráticas en el programa de PODEMOS.

En dicho programa aparece 11 veces la palabra democracia, de las cuales 6 corresponden a títulos donde se repite constantemente dicha palabra de forma claramente demagógica.

En general, y más allá del uso estricto del término, el impulso del derecho a decidir de todo ciudadano se esparce en diferentes puntos del programa. He aquí algunos ejemplos:

– Apertura de un proceso constituyente democrático.

– Reforma de la Constitución española para garantizar la celebración de referéndums ante decisiones estratégicas y retirada de las medidas que hayan sido aprobadas sin contar con participación popular democrática.

– El nuevo ordenamiento jurídico ha de contemplar los referéndums vinculantes y las iniciativas legislativas populares como pieza clave de participación democrática.

– Democratización de la gestión, ejecución y evaluación de la inversión pública a través de presupuestos participativos.
Para los que luchamos por una democracia directa digital, el punto más cercano a nuestro objetivo ha sido éste:

– Adopción de medidas y mecanismos de participación directa de todas las personas en la toma de decisiones sobre los asuntos comunes y descentralización de dichos
procesos, incluyendo participación telemática y otros mecanismos.

Para los que estamos por la república como forma del Estado, este punto también ha sido llamativo:

– Democratización de todas las instituciones, incluida la jefatura de los Estados.


Me pregunto cómo se podría democratizar a los Borbones
, si no es regalándoles algún billete de sólo ida (aunque sea para salir en taxi de La Zarzuela).

Me pregunto también si alguien tiene algún tipo de complejo ante la palabra república, o si impera la típica política de no espantar votos de la que toda pieza partitocrática es indefectible prisionera.

Admirables me resultan las medidas señaladas para acabar con cualquier casta, presente o futura:

– Adopción de compromisos para el incremento de la rotación y la desprofesionalización de la política.

– Limitación temporal en el ejercicio del cargo público no superior a dos legislaturas. Revocabilidad permanente de los cargos electos. Control del cumplimiento de los programas electorales.


Mi personal conclusión ante el programa de PODEMOS es clara. Muy buenas intenciones, y puntos encaminados en una dirección con la que, en general, con bastantes matices y algunas excepciones, estoy de acuerdo.

Pero también demasiada vaguedad, imprecisión, demagogia innecesaria y un exceso de optimismo que a veces traspasa los límites de la realidad.

En cualquier caso, PODEMOS apuesta por apoyar una UE y una partitocracia inherentemente oligárquicas y corruptas, por la “democracia” con excusas y el anacrónico mito de la representatividad y el sistema de partidos (partitocracia), por el proyecto personalista y mesiánico basado en la confianza, frente al trabajo colectivo y directo basado en lo empírico, en hacer algo realmente nuevo para no repetir los mecanismos históricos que, tarde o temprano, fallarán, como siempre lo han hecho.

¿Y SI ES UNA TRAMPA?

PartidoDePabloIglesiasPODEMOS ha batido records, no sólo en su capacidad de generar ilusión y arrastrar a las masas en estas elecciones. En su escaso tiempo de existencia ya hay una cantidad de información como para llenar bibliotecas enteras.

Además de noticias y análisis, hay información “conspiranóica”, anomalías y polémicas, dentro del seno de la izquierda, anteriores a las elecciones (ver Operación Coleta) y un sin fin de datos.

Hoy el contexto para volvernos a engañar no es igual al de los años 70. Entonces no había Internet ni la misma capacidad de acceso a la información, y eso, trasladado a la actualidad, presenta pros y contras.

Lo que está claro es que, ante tal cantidad de datos, haría falta un ejército de voluntarios para analizar, filtrar y contrastar todo ese cúmulo de informaciones y desinformaciones (que haberlas también haylas).

FrenteJudaicoDePabloIglesiasEn el hipotético caso de que PODEMOS fuese una trampa, no sería de extrañar que pronto viésemos las redes inundadas de artículos en los que se diga que Pablo Iglesias es un reptiliano procedente del planeta Nibiru, y financiado por los Illuminati. Obviamente, una operación social de tal calado (la hipotética trampa) precisaría de intoxicaciones paralelas que rayasen en lo excéntrico y extendiesen el halo conspiranóico sobre cualquier fuga de información veraz (al viejo estilo Jordi Évole).

De todos modos, si la trampa fuese real, no creo que la oligarquía tuviese que preocupàrse demasiado ante una sociedad donde el pensamiento crítico brilla por su ausencia, y la impulsividad emocional arrastra a las masas.

NietzscheSaberVerdadDestruirIlusionesLos que tendríamos que preocuparnos seríamos los que nos negásemos a tragar. Quizás, ante la imposibilidad de luchar contra molinos, deberíamos concentrarnos en algún territorio y buscar la secesión por principios y coherencia moral. O quizás emigrar a Plutón. No sé.

Lo que si sé es que los que luchamos por hacer realidad la democracia directa y sin excusas, ahora que es más posible que nunca, seguiremos trabajando en ello, mano con mano con quienes estén dispuestos a unirse a esta lucha.

Lo que acabó con la Edad de Piedra no fueron los discursos, ni los mamporrazos, ni las sentadas, ni la elección de nuevos jefes de tribu. Lo que acabó con la Edad de Piedra fue el trabajo, discreto pero constante, de unos frikis que empezaron a trabajar con unas extrañas piedras, luego conocidas como metales.

EL ASCENSO DEL “URNAZISMO”

UrnazismoSiNoVotasCallateComo ya avisé, he preferido dejar esta reflexión para el final. Y lo hago para que quede fresca en la memoria del lector, ante hechos que me parecen preocupantes por su extensión en la sociedad.

Definiría el “urnazismo” como la actitud poco o nada tolerante del que vota hacia el que no vota (y por extensión, hacia el que emite un voto protesta, como nulo o en blanco).

Sus antecedentes históricos recientes los encontramos en el año 2011, cuando algunos conocidos “gurús del tweet” impulsaron el hashtag #NoLesVotes, que resultó desafortunado por ser inicialmente interpretado como abstencionista.

Ello dio lugar a una cruzada por dejar claro que había que votar a minipartidos, y millones de twitteros se lanzaron ciegamente a combatir a los herejes del  abstencionismo y, en menor medida, a los del voto protesta (ocasionando de hecho una tímida respuesta que fue conocida como #NoVotes). Y de aquellos polvos vienen los lodos que han manchado esta campaña, lubricados por el surgimiento de nuevos partidos ilusionantes, y por la incapacidad de la población para ver que, frente a símbolos, palos y urnas, hay algo más efectivo, y no probado aún masivamente, que se llama trabajo.

30709 local regalan cafe por voto foto yered jimenez/milenio leonHemos visto una radicalización sin precedentes de esas actitudes. Además del bombardeo imparable contra otras opciones y derechos a la hora de afrontar una cita electoral, han abundado los insultos, los calificativos ofensivos y todo tipo de faltas de respeto e intentos de coacción verbal pòr parte, curiosamente, de gente que pretendía dar lecciones de libertad y democracia.

Muchos de los que en el 15M aborrecían la falsa democracia del papelito y la cajita, ahora se aferraban a la divina salvación de las urnas hasta el punto de obviar las normas más básicas del respeto y la educación (no hablaré ya de la capacidad de percatarse de su propia pesadez).

Curiosamente, muchos de los que bombardeaban e insultaban sin complejo alguno, acusaban a los abstencionistas de ser cómplices del PPSOE. Pero resulta que, en España, ha habido 1,5 millones de votos, entre partidos no representados y votos en blanco, que son los que han ido directamente a la bolsa del bipartidismo.

AbstencionEleccEurop2014

Europeas 2014: % de abstención por países

También se acusaba masivamente a los abstencionistas de “gandules”. Pero, ¿qué hacen el 90% de la personas que juegan a cajas y papelitos durante el resto del año? Desde luego, no los veo en la PAH, ni en nuestro proyecto para expandir redes telemáticas de democracia directa por todo el país, ni participando en ninguno de los muchos grupos activos que están pidiendo ayuda, cada uno de los 365 días del año, para cambiar las cosas lo antes posible con acciones directas y palpables.

DeLaPartitocraciaAlFascismoNo recuerdo que las urnas conquistaran el derecho de los negros norteamericanos a sentarse libremente en un autobús.Fue Rosa Parks, con acción empíricamente palpable, llevada a cabo sin pedir permiso, la que abrió una verdadera brecha en el muro. Y muchos otros que, como ella, optaron por la acción.

Lo que sí recuerdo de las urnas es que llevaron a Hitler al poder cuando vendía esperanza en momentos de desesperación, como también recuerdo que fascismos los ha habido de todos los colores.

 

 

NoVotoYnoMeCalloComo amante de la Historia, y ciudadano consciente de su responsabilidad política, esto de lo que advierto es una de las principales razones que me llevan a no ser cómplice de las urnas, sino buscar la democracia construyéndola de forma empírica y con acciones directas, sin pedir permiso a nadie, ni esperar que otros, votados o no, lo hagan por mí. Jugar a las urnas, y aún más si tras estas se hallan personalismos mesiánicos que pretenden salvarnos de una situación desesperante, implica darle un nuevo impulso al eterno bucle del Ying y el Yang. El bucle histórico que gira y gira, que nos atrapa sin que apenas nos demos cuenta, y del que no se puede escapar precisamente si lo que hacemos es impulsar aún más su giro, sino tan sólo aplicando de forma decidida el Break the loop (Rompe el bucle).

Pero esa es sólo mi opción personal. No pretendo convencer a nadie de nada, ni desviar el tema hacia cuál es la mejor forma de lucha. Ahora lo que pido y exijo es respeto.

VotaYmamaHay que entender, y respetar, que muchos, por principios, no vamos a votar en una falsa democracia, por muy buena “táctica troyana” que pueda parecer. Hay que entender , y respetar, que muchos no estamos contra el bipartidismo, sino contra la partitocracia y el entero sistema en que ésta se encuadra. Y hay que entender que una ofensiva antiabstencionista tan agresiva como la que hemos visto puede dar lugar a efectos contrarios al perseguido (como ya se está viendo en círculos abstencionistas).

Por mi parte, no ya refiriéndome sólo a la actitud ante las urnas, sino en términos generales, entiendo que mucha gente esté ilusionada como nunca antes lo ha estado ante la política. Pero hay que mantener la cabeza siempre fría, porque los que votaban a Hitler en Alemania, y se agolpaban ante sus multitudinarios discursos, sentían exactamente lo mismo. De la ilusión al fanatismo hay un paso, y muchos ya lo han dado.

EPÍLOGO: HISTORIA DE UN SUEÑO

Con todos los respetos al señor Martin Luther King, y en mi calidad de don nadie, he de decir que hace poco también tuve un sueño. Fue justo una semana antes del 25M, y no, no es coña. No pretendo ir de iluminado o profeta por la vida, ni de nada que no sea pecar de sincero, aunque conozca bien el precio que a menudo se paga por ello. Pero a estas alturas del partido, poco me importa lo que piensen de mí si mi conciencia me dice que le soy fiel.

Fue uno de esos sueños hiperrealistas, de los que sólo habré tenido unos pocos en mi vida, pero que te dejan en estado de shock y por los que la realidad, a posteriori, parece querer asemejarse.

Era una escena campestre, primaveral, junto a un barranco o pequeño valle flanqueado por graníticos peñones. Una escena plácida, agradable, donde destacaban el canto de los pajarillos y la presencia de numerosa gente, incluyendo a muchos hombres y mujeres jóvenes que hablaban tranquilamente, contemplablan la belleza del paisaje o simplemente paseaban disfrutando de la primavera. El espíritu del entorno, y de sus protagonistas, casi me resultaban familiares (¿15M?)

AguaMarinaDe pronto, un estruendo seco, tan breve como brutal, cortó el aire y el cantar de los pájaros. Yo, y los que había cerca de mí, miramos al horizonte, y vimos una inmensa masa de agua. Una riada que discurría por el valle cubriéndolo todo. Junto a un par de muchachos y muchachas que había cerca de mí, eché a correr con todas mis fuerzas hacia la cima granítica más próxima, con la esperanza de salvar la vida. Y lo logramos.

Entonces, desde aquella altura, contemplamos estupefactos el nuevo paisaje. En sólo unos segundos todo había cambiado. Ya no se escuchaban pájaros, ni había nadie. Sólo una masa de agua, del mismo azul que el mar, cubriéndolo todo hasta casi nuestros pies. Y el único sonido de ésta, de sus pequeñas olas, golpeando el granito en las laderas de lo que había sido una cima, y ahora era una isla.

El sueño no acabó ahí, pero creo estar contando lo más relevante. Durante días lo recordé, tratando de no olvidar los detalles (algo nada difícil, dado su infrecuente realismo). Tampoco quise darle mayor importancia. Era sólo un simple sueño.

LaOlaLos días pasaron mientras sufría la intolerancia de muchos que pretendían decirme lo que debía hacer, o me insultaban y ofendían por no querer hacerlo. Los días siguieron pasando. El 25M supuso un estruendo seco, tan breve como brutal, que lo cambió todo. Y más días pasaron, para ver cómo una riada de gente cambiaba sus avatares en la red por un círculo que encerraba una mano abierta, mientras se animaban a sí mismos a “extender la ilusión” al resto de la gente.

Entonces, cuando ya casi había terminado este artículo, me acordé de aquel documental, de aquella película  (mirror aquí), y del experimento real en que ambos se basaron, que fue conocido como La Tercera Ola (o simplemente La Ola, en el caso de la película).

Los resultados electorales de 25M han sido calificados de “terremoto político“. Y, curiosamente, es un terremoto lo que suele originar un tsunami.

Izzukay Bell

 

PD 1: Ante la ebullición de acontecimientos, y el tiempo requerido para redactar este artículo, algunos datos pueden haber quedado desactualizados en el momento de la publicación.

PD 2: Antes de comentar “en caliente”, recomiendo recordar el primer apartado del artículo. ¡Gracias!

ENLACES DE INTERÉS:

VÍDEO: El secreto de Pablo Iglesias

AUDIO: Economía directa: El mensaje de las urnas

AUDIO: El Vórtice: Analizando las europeas en titulares

AUDIO: Economía directa: Sobre lo extremo

AUDIO: Radio Gramsci: La abstención barre el parlamento europeo, y PODEMOS a IU

AUDIO: Polinomia: Entroyando a Europa

AUDIO: Politeia: Después de las elecciones

AUDIO: Economía directa: Destrucción creativa

ARTÍCULO 14ene14: Julio Anguita rechazó formar parte del proyecto de Pablo Iglesias Turrión y Juan Carlos Monedero

ARTÍCULO 15ene14: Operación Coletero

ARTÍCULO 12feb14: Operación coleta o de cómo el poder empresarial extorsiona a IU

ARTÍCULO 13feb14: Somosaguas, lo que no sabes y deberías saber de los líderes de Podemos

ARTÍCULO 12may14: El nuevo partido español Podemos: un fraude político (parte 1)

ARTÍCULO 26may14: Público, Infolibre y Eldiario.es queman a Rubalcaba y apuntan a Podemos como catalizador de IU y PSOE

 

NOTA: Este artículo se publica bajo la política de independencia de DDV.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Opinión y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

16 respuestas a ¿PODEMOS… caer en una trampa?

  1. Izaam dijo:

    Gracias por el artículo, hacía falta que alguien lo escribiese. El término ‘Urnazismo’ me parece todo un hallazgo.

  2. Pingback: ¿PODEMOS… caer en una trampa?

  3. sebasp dijo:

    “Por mi parte, no ya refiriéndome sólo a la actitud ante las urnas, sino en términos generales, entiendo que mucha gente esté ilusionada como nunca antes lo ha estado ante la política. Pero hay que mantener la cabeza siempre fría, porque los que votaban a Hitler en Alemania, y se agolpaban ante sus multitudinarios discursos, sentían exactamente lo mismo. De la ilusión al fanatismo hay un paso, y muchos ya lo han dado.”

    Comparar a los vontates de Hitler con los de Podemos. Bravo, de verdad, un escrito tan burdo y pueril solo podía terminar con la Ley de Godwin. De verdad, enhorabuena.

    • Izzukay Bell dijo:

      Hola sebasp. La errónea interpretación de un texto suele conllevar conclusiones erróneas. Y, a veces, tales conclusiones erróneas acaban achacándose al propio texto original. No he comparado a los votantes de Podemos con los de Hitler, sino que he hablado de las urnas, de “términos generales” y del peligro de proximidad entre la ilusión y la intransigencia. Cuando hablo de Podemos como hipotética parte de una trampa, no lo hago en ese sentido, sino refiriéndome a la posibilidad de que sea un nuevo PSOE, diseñado para “enganchar” a una nueva generación vendiéndose como lo que ésta desea, para luego, poquito a poco, ir reconduciéndola hacia los intereses de la oligarquía. Claramente, un partido que hubiese sido diseñado para hacer eso nunca diría “Hola, venimos a ataros bien atados”. Cuando hablo de Hitler lo hago en el contexto de las muchas muestras de ilusión convertida en intolerancia que, como abstencionista, he sufrido en carnes propias durante las últimas semanas (junto a mucha más gente). Esa transmutación de la ilusión, desde luego, podría extenderse al seguimiento a un partido (sea Podemos o el que sea), aunque eso el tiempo lo dirá. Por supuesto, entre esa gente poco tolerante había votantes de Podemos (lo cual no implica generalizar diciendo que todos los votantes de Pablo Iglesias sean intolerantes, ni mucho menos). No trato de comparar sino de animar a tener los ojos abiertos y la cabeza fría. La ley de Godwin, como el propio Godwin ha reconocido, no siempre es aplicable, y no puede convertirse en una mordaza de autocensura que nos impida hablar de Hitler o los nazis. En un caso tan extraordinario como el actual, en el que han aflorado de una forma sin precedentes las actitudes que denuncio, la ley de Godwin no es aplicable. Incluso podríamos enunciar una “contraley” de Godwin que rezase: “En una conversación en la que se mencione a Hitler, incluso de forma justificable y válida, la probabilidad de que se saque a relucir la ley de Godwin tiende a uno”. Gracias por comentar. Saludos.

  4. araphant dijo:

    Pues estoy bastante de acuerdo con lo que dices aunque haya algunas cosas en las que no. Especialmente en lo de la “trampa” o en las insinuaciones sobre las participaciones de Pablo Iglesias en televisión. Creo que desde la izquierda tenemos una tendencia innata a buscar conspiraciones y muchas veces las respuestas son mucho más sencillas. Yo creo que Iglesias ha salido tanto en tv básicamente por una cosa: audiencia. Ni más, ni menos. Y también creo que sus intenciones son buenas, pero pecan de ingenuidad pensando que desde dentro del sistema podrán cambiar sustancialmente las cosas, no creo que haya algo más que eso. Les pasará lo que le pasa a la revolucíón bolivariana: que será torpedeado desde todos los frentes y la aplicación de cualquier medida que tienda a reducir el poder de los mercados y el libre comercio será imposible. Siempre he pensado que sólo tenemos dos opciones: la lucha ciudadana, la desobediencia y un cambio de forma de vida para dinamitar el sistema o un gobierno como el de José Mujica: coherente y que intenta compatibilizar el sistema capitalista con el bienestar de los ciudadanos. Cualquier cosa más “radical” está destinada al fracaso político.

    • Izzukay Bell dijo:

      Hola araphant. Muy interesante tu comentario. En mi opinión, creo que no te falta razón cuando dices que en la izquierda pecamos de buscar conspiraciones (y ello puede explicar en gran medida su tendencia a dividirse). Pero a veces también pienso algo que me gusta resumir en una frase: Sería rara la “conspiranoia”, en un mundo sin conspiraciones. En la “era pre-Snowden” los que decían que EEUU espiaba a todo el mundo eran mirados de forma extraña, casi como se mira al que habla de reptilianos. Hoy, ante las evidencias que han salido a la luz, esa información aparece en los informativos de masas como algo veraz. Las conspiraciones siempre han existido, y hoy, con todos los medios tecnológicos y de control de los que ciertos poderes disponen, son, en muchos aspectos, más fáciles de llevar a cabo de forma exitosa. Eso no quiere decir que no haya “conspiranoia” infundada. Como tampoco quiere decir que el uso de esa etiqueta, o el llevar cualquier sospecha de conspiración al extremo, no pueda ser una táctica efectiva para tapar conspiraciones reales. Desde mi prisma, y viendo lo ocurrido hoy (abdicación), mi hipótesis de “la trampa” se refuerza, y se encuadra en la nada descartable posibilidad de que se nos esté vendiendo una nueva “Transición” diseñada para atar (bien atada) a una nueva generación. Llevaba tiempo esperándolo, como ya expuse en anteriores artículos de este mismo blog. Estoy de acuerdo con el resto de lo que comentas, salvo en simplificar la diferenciada aparición de Pablo Iglesias en los medios como una mera cuestión de audiencia. Te pondré un ejemplo con nombres y apellidos: Antonio Moreno Alfaro (EstafaLuz.com). Este hombre es un ingeniero industrial que lleva años denunciando, con datos precisos, la estafa de 600.000 euros diarios que las eléctricas están llevando a cabo contra los ciudadanos, con la complicidad de la casta política española y la UE. Está ayudando activamente a muchas familias a recuperar su dinero (tiene una sección para ello en su web). Las eléctricas han ido judicialmente a por él, pero los tribunales han considerado que el derecho a la información, y a la difusión veraz de la mísma, prima sobre el derecho al honor (excusa interpuesta por las eléctricas para demandarle). Puedes oir una de sus últimas intervenciones en un medio alternativo aquí: http://www.ivoox.com/verdad-electricas-espana-o-audios-mp3_rf_3124350_1.html Apuesto a que si La Sexta (u otros canales masivos) lo llevaran a un plató, o hiciesen un documental al respecto, y le dieran tanto bombo como a Pablo Iglesias o a Jordi Évole (con su #OperaciónPalace) tendrían un boom de audiencia impresionante. Pero, ¿lo hacen? Gracias por comentar. Saludos.

      • Hay un principio en ciencia que se llama la “navaja de Occam” que viene a decir algo así como que cuando una pregunta tiene varias respuestas posibles generalmente la más sencilla es la más correcta. Pongamos por caso lo de la NSA: dada la historia de USA lo más sencillo es pensar que nos espían, aunque pueda parecer una conspiración, lo increíble hubiera sido lo contrario. En el caso de Pablo Iglesias lo más sencillo es pensar que se trata de audiencia. Tienes que tener en cuenta que no sólo es el discurso de Iglesias lo que atrae a las televisiones, sino su carisma, personalidad y formas. Antonio Moreno está cargado de razones y argumentos pero no tiene una personalidad y un carisma capaz de atraer a tanto público como Pablo ni su discurso es tan “espectacular” y populista en las formas. Eso sin tener en cuenta que los asuntos de los que habla Moreno traerían unos problemas a las televisiones (publicidad y otros ingresos procedentes de las eléctricas) que Pablo no trae. Además, estoy seguro que ninguna de las televisiones donde salía Pablo pensaban que su propuesta política iba a tener tanto éxito y cuando comenzó a ir a las generalistas ni siquiera se sabía que iba a fundar un partido. Ahora está saliendo en más televisiones debido precisamente a ese éxito y lo interesante será ver qué pasa a continuación: si las teles siguen apostando por la audiencia o reciben órdenes de no dar más cancha a Podemos por miedo a que aumenten sus simpatizantes y votantes.

      • Izzukay Bell dijo:

        Perdona por la tardanza (ando un poco liado y no puedo atender el blog como debería). Respecto a lo que dices, en el caso de Pablo Iglesias, y en el contexto que estamos viviendo (esta especie de “Transición 2.0”), también tenemos un referente histórico previo que podría hacer difícil saber cuál es la respuesta más sencilla. Si ya nos engañaron en el pasado, y les funcionó, podrían volver a hacerlo (y sería lo más lógico y sencillo). Respecto al carisma y personalidad de Pablo, totalmente de acuerdo. Yo lo resumiría en que Pablo ya tiene una imagen creada desde hace muchos años, cimentada en lo teórico por su especialización como docente en comunicación política, y en lo práctico por su aparición y trabajo en diferentes medios de comunicación. Pero es que, si suponemos por un momento que todo esto es un engaño y una conspiración, es imprescindible que un proceso así sea abanderado, de cara al público, por alguien que tenga esa imagen sólida (y a la vez “alternativa”). Difícilmente las masas seguirían a alguien que no la tuviera. Ha sido palpable, desde los días del 15M, la fuerte resistencia de la gente a aceptar líderes. A medida que pocos avances se conseguían, y la frustración aumentaba, dicha resistencia fue disminuyendo. Pablo Iglesias lo hubiera tenido crudo para triunfar con PODEMOS en el 2011, pero hoy la situación es distinta, e incluso se ha visto una creciente demanda de líderes carismáticos. Pablo (o quienes le estén impulsando) ha sabido esperar y cultivar su imagen durante el tiempo en que la “ventana” ha estado cerrada, y ha sabido lanzarse justo en el momento en que aquella se abría. En cuanto a la actitud de los medios, y el hecho de que no sospecharan que, de una forma u otra, iba a acabar lanzándose a la política de partidos, no lo tengo tan claro. De todos modos, volvemos a lo mismo, a preguntarnos si esto es real o es un plan prediseñado. La respuesta a esta cuestión es, en mi opinión, el prisma que cambia el color de todo. Como dices, veremos lo que pasa a partir de ahora. Pero hagan lo que hagan los medios, dudo que puedan conseguir mucho contra PODEMOS y el seguimiento masivo que está teniendo. Si les ignoran se crecerán. Si les atacan se crecerán aún más. Y lógicamente, sea esto realidad o teatro, no creo que hablen bien de ellos (aunque hay formas de hacerlo sin que lo parezca).

  5. Izzukay Bell dijo:

    Gracias a todos los que estáis leyendo y comentando. Ahora es sábado noche, y hay animadas tertulias televisivas y debates en la red. Pero, tras las dos semanas tan intensas que llevo a mis espaldas, he decidido desconectar por unas horas de todo lo que huela a política. Vuelvo esta próxima semana. ¡Saludos! 😉

  6. micronologia dijo:

    Muy buen artículo. Yo soy votante de Escaños en Blanco y últimamente, con precaución, me planteo dar mi voto a Podemos. Aunque ilusionan es verdad que uno no deja de ser receloso y hay que pensar e informarse, no dejarse llevar sólo por él sentimiento.

    • Izzukay Bell dijo:

      Totalmente de acuerdo. No se trata de desprestigiar, ni de sospechar patológicamente de todo, sino de no bajar la guardia y no perder un ápice de racionalidad ante cualquier masivo torrente de emociones. Saludos. 🙂

  7. Ana Villaescusa dijo:

    Me ha gustado el artículo. Bastante inteligente

  8. Vargas dijo:

    Muy buen articulo, esta claro que el resultado de Podemos es fruto de ese carrusel de emociones que vive la sociedad española. Pablo Iglesias seria ese Mesias en el que quieres creer cuando todos los demas politicos te han decepcionado y desilusionado. Pero si dejamos a un lado las emociones y leemos el programa de su partido… alguien en su sano juicio cree que se puede llevar a cabo????? Por no hablar del barniz mediatico que se le ha dado al personaje en cuestion, parece todo hecho a medida… A España le falta un partido de centro izquierda (ni Vox ni UOD dan la talla) y Podemos esta rozando el extremo… al final de la izquierda… muy al final, donde siempre reina la utopia. Veremos lo que nos deparan las elecciones nacionales! Un saludo amigo y enhorabuena por tu articulo!

  9. Xebe Dz dijo:

    Todo bien y de cuerdo salvo la memez de las banderillas con belcro y espadas retráctiles para que siga la “fiesta taurina” esa gran aberración. Al toro como a cualquier animal humano o no hay que dejarlo en paz y jugar con ellos si les apetece pero nada de encerrarlos en plazas para “divertimento” de imbéciles despreciables.
    El paso de “jugar” con piedras a los “frikis” con el metal no fue así. Ya se sabe que la teoría de la evolución de darwin es un camelo pero es otro tema.
    Y os dejo la frase que deja claro lo que es “podemos” y quien es “el coletas”
    “los arquitectos de podemos son los mismos que han creado un sistema corrupto” (p.iglesias en el minuto 4 de la entrevista con la engreida ana pastor) Más claro no puede reírse a la cara de quienes tienen esa “ilusión” y confianza. Se supone que se ha de entender que “por culpa de esas gentes que han creado el sistema corrupto ha surgido el EXmovimiento “podemos” ahora partido. Pero lo que realmente está diciendo es lo que de primeras se ha de entender: SON LOS MISMOS que crearon el “felipismo” falso psoe privatizador de empresas públicas quienes ahora han diseñado la FARSA de la SECTA “PODEMITA”
    ABSTENCIÓN. Votar = legitimar al poder de siempre. No olvidemos lo que dijo uno de los roschild: “no importa a quienes vote el pueblo porque siempre ganaremos nosotros”
    Todo está orquestado por encima de gobiernos utilizando la cia o lo que consideren…

  10. Marduk dijo:

    Es un engaño pensar que este país son posibles materializar las históricas reivindicaciones populares con un cambio de gobierno. Podemos no va a hacer nada porque no son nada y no pintan nada. Podemos es más de lo mismo, es decir, una organización para recoger votos y así engancharse a la teta del estado opresor. Viva la lucha de la clase obrera!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s